Canadá podría convertirse en el segundo mayor productor mundial de oro

China, Australia y Rusia son, por este orden y a cierre de 2017, los tres mayores productores mundiales de oro. Una clasificación que podría dar un vuelco en los próximos si se confirman las expectativas de crecimiento de la producción en Canadá.

El año 2017 se cerró con China, una vez más, al frente de la clasificación de los mayores productores mundiales de oro, con 426,14 toneladas. Por detrás se sitúan Australia y Rusia, que superan ligeramente las 300 toneladas producidas el año pasado y se disputan la segunda y la tercera plaza. Canadá se sitúa en quinta posición, por detrás de los Estados Unidos.

Sin embargo, y según apuntan desde Canadian Mining Journal, el país podría colocarse entre esos puestos de honor en los próximos años, gracias al aumento de la producción derivado de la explotación del yacimiento de oro y cobre de KSM, aún sin explotar, y que cuenta con unas reservas estimadas en 45 millones de onzas de oro (casi 1.400 toneladas).

Según un informe de la consultora Wood Mackenzie, la producción de oro de Canadá crecerá a un ritmo de más de 300 toneladas anuales durante los próximos cinco años, lo que supone un crecimiento de nada menos que un 80% respecto a los niveles actuales. Un aumento de producción que situaría a Canadá en el segundo lugar entre los mayores productores mundiales de oro, solo por detrás de China.

En palabras de Vince Madden-Scott, responsable de la consultora, en una convención minera de Canadá, las compañías locales se han volcado en el desarrollo del enorme potencial minero que tiene el país y han aumentado sus inversiones en el apartado de exploración: “Canadá es una bendición. Es un país que cuenta con numerosos territorios vírgenes que aún no han sido explorados”.

Una de las ventajas con que cuenta Canadá es que los costes de extracción de oro en sus yacimientos son relativamente bajos en comparación con los de otros países como Australia.

Además, los expertos apuntan que una de las principales carencias de la industria es la falta de depósitos de oro de calidad en su cartera de proyectos de futuro, y Canadá tiene la ventaja de contar con unos cuantos, especialmente en el territorio del Yukón.