¿Vale la pena la inversión en paladio mejor que en platino?

“El paladio es otro elemento con gran importancia para la economía moderna, pero a menudo es eclipsado por otros metales preciosos más famosos y costosos”, afirma Przemyslaw Radomski en 24hGold. El paladio ha sido generalmente más barato que el platino, su sustituto más caro en el uso industrial y en la joyería.

Sin embargo, la relación paladio-platino se aproxima a la paridad. ¿Significa eso que es el momento adecuado para invertir en paladio? Busquemos la respuesta tras estudiar la oferta y demanda de este elemento químico, con el símbolo Pd y un número atómico de 46.

La producción minera anual en 2016 ascendió a sólo 6,7 millones de onzas. Provenía principalmente de Rusia (41 por ciento) y Sudáfrica (38,1 por ciento). Mientras tanto, el reciclaje agregó alrededor de 2,5 millones de onzas. Esto significa que la oferta total fue de 9,2 millones de onzas de paladio, según datos aportados por Radomski.

Las existencias de paladio sobre el suelo varían de 7 millones a 26 millones de onzas, lo que corresponde a 1 a 4 años de producción minera en un futuro próximo. El hecho de que hay en el subsuelo grandes existencias de paladio puede explicar por qué los déficits del mercado no se tradujeron en precios más altos.

La oferta total de paladio es proyectada por el experto Johnson Matthey para aumentar un 1 por ciento en 2017, ya que un aumento de 8,6 por ciento en el reciclaje (debido a una continua recuperación en el número de vehículos que se desechan en Estados Unidos), más que compensar un 1,9 por ciento. Por lo tanto, en este sentido, la oferta del mercado del paladio no sería favorable para el precio del metal.

En 2016, la demanda total de paladio ascendió a 9,4 millones de onzas. Se componía de tres segmentos principales: automoción (84,3 por ciento), industria (20,6 por ciento) y joyería (2 por ciento). Como se puede ver, las acciones no se suman a la unidad, ya que la contribución de la inversión fue negativa (los inversionistas liquidaron 0,65 millones de onzas de sus participaciones ETFs). Al igual que el platino, el paladio es principalmente un metal industrial con la parte dominante de la demanda procedente del uso de catalizadores automotrices.

Sin embargo, en contraste con el platino, la demanda de paladio en joyas casi ha desaparecido (aunque el paladio es una parte esencial del "oro blanco"), mientras que las inversiones se han mantenido en territorio negativo. En cambio, la proporción de la demanda de automóviles es mucho mayor, por lo que el mercado del paladio es aún más dependiente de la situación en el sector automotriz.

Por otra parte, mientras que el platino se utiliza principalmente en los convertidores catalíticos en los coches diesel, el paladio se adopta principalmente en los coches de gasolina. Esto implica que el platino depende más del mercado europeo, mientras que el paladio reina en América del Norte y Asia. Y puesto que este último es más barato, “desplaza poca plata del mercado”, asegura Przemyslaw Radomski.

Debido al pequeño aumento de la oferta de paladio y el aumento más decisivo de la demanda de ese metal (causado por una mayor demanda de automóviles y menos desinversión), el déficit del mercado debería ampliarse a alrededor de 0,8 millones de onzas en 2017.

De ahí que la opción del paladio sobre el platino no es nada desaconsejable.