Las palomitas de maíz con oro de 23 quilates, una excentricidad gastronómica

Sal de la isla de Læsø (Dinamarca), caramelo de azúcar orgánica, vainilla Bourbon Nielsen Massey y mantequilla de Vermont Creamery completan, junto con el oro de 23 quilates, la terna de ingredientes selectos de las bautizadas como "Palomitas del Billón de Dólares", el lujo gastronómico creado por la empresa estadounidense Berco's.

Los granos de maíz tostados no podrían estar mejor aderezados que con la sal danesa de Læsø, ya que está considerada como una de las mejores del mundo y es la más cara; la vainilla Bourbon Nielsen Massey, producida a partir de granos premium de vainilla seleccionados a mano y procedente de Madagascar; o la mantequilla Vermont Creamery, que se elabora al más puro estilo tradicional europeo y procede de una cooperativa de 500 granjas familiares en el noreste de Vermont. (EEUU). Aunque lo cierto es que la nota absolutamente definitoria de estas singulares palomitas es el uso de virutas de oro comestible, que aunque es cierto que no realzan ni afecta a los sabores (es un metal libre de sabor, que no contiene químicos), le dan un aspecto fantástico y realmente único. 

Asimismo, el oro, con su color y brillo, hace entender a cualquiera con tan solo un vistazo, que las palomitas de Berco's son casi un capricho de aperitivo diseñado para los dioses, o como poco para los reyes, al menos de la gran pantalla, ya que en la ceremonia de los Premios Oscar 2017 se pudieron degustar palomitas de maíz espolvoreadas con polvo de oro. Imaginamos que a los responsables del catering de tan conocido evento se les ocurrió que no había un lugar más apropiado para fusionar el mejor cine y su perfecto acompañamiento: las palomitas, pero con el toque de glamour que siempre rezuma en estos galardones...

Si quieres saber qué se siente al disfrutar de una película con estas palomitas tan especiales, puede adquirirlas en la web de la empresa, o bien en su tienda física en Chicago (EEUU).