Millones de dólares en oro y plata, en un barco hundido en EEUU

Una compañía especializada en la recuperación de restos de naufragios ha localizado el pecio del vapor SS Pulaski, que se hundió frente a las costas de Carolina en el verano de 1838, con un cargamento de oro, plata y perlas valorado en más de 25 millones de dólares.

Como explican en el blog Gainesville News, la compañía Blue Water Ventures International, con sede en Jacksonville (Florida) comunicó a principios de año que había localizado el punto exacto donde reposan los restos del SS Pulaski, hundido frente a las costas de Carolina en 1838.

El barco, un vapor, viajaba en el verano de ese año desde Savannah (Georgia) a Baltimore (Maryland), transportando a viajeros adinerados. En la medianoche del 14 de junio, a unas 40 millas de la costa de Carolina del Norte, una de las calderas explotó y el barco se fue a pique rápidamente. Un total de 128 pasajeros se ahogaron y hubo 59 supervivientes.

La compañía Blue Water Ventures International, con una amplia experiencia en la recuperación de tesoros hundidos, comenzó a explorar la zona en donde se supone que reposaban los restos de numerosos buques naufragados, que podrían contener tesoros por valor de decenas de millones de dólares en metales preciosos.

Según los especialistas de la compañía, los restos del SS Pulaski podrían contener oro, plata, monedas y perlas por valor de más de 25 millones de dólares. Hasta el momento se han recuperado piezas por valor de más de 11 millones, entre las que se incluyen unas monedas antiguas valoradas en más de 200.000 dólares.

Entre estas monedas se encuentran varios ejemplares de cuartos de dólar de oro “Classic Head”, acuñados en la ceca de Filadelfia entre los años 1834 y 1839, un cuarto de dólar de plata de 1818, una moneda de peso de plata de México y algunas monedas de 10 y 5 céntimos.

Es probable que se vayan recuperando más piezas valiosas procedentes del pecio, ya que en su último viaje el SS Pulaski trasladaba a viajeros de clase alta desde Savannah a Baltimore.

Además del valor del metal recuperado, estos tesoros recuperados del fondo del mar cuentan con un importante valor histórico y permiten conocer mejor la forma de vida en la época en la que se hundió el barco.